Saltar al contenido

Signos y causas de la artritis en perros

Perseguir una pelota se convierte en una caminata empinada; saltar a la cama ya no sucede y levantarse del suelo provoca un gemido. Los perros viven más tiempo con la medicina veterinaria avanzada y una excelente nutrición, pero a medida que envejecen, las cosas que antes eran fáciles ahora se convierten en esfuerzo. Y con su mayor longevidad viene el mayor riesgo de que padezcan artritis.

¿Qué es la artritis?

La artritis (más concretamente la osteoartritis) es una enfermedad que puede afectar a cualquier articulación provocando dolor y malestar. Las articulaciones más comúnmente afectadas en perros son:

  • Cadera
  • Codo
  • Hombro
  • Asfixia (articulación de la rodilla)
  • Carpa (muñeca)
  • Shank (tobillo)
  • Articulaciones intervertebrales (columna vertebral o columna vertebral)

Los perros con artritis experimentan dolor como resultado de un daño dentro de la articulación.Los síntomas observados son un resultado directo del dolor, pero pueden ser sutiles, especialmente en las primeras etapas.

Signos de artritis en perros

  • Claudicación
  • Trastornos de la marcha
  • Renuencia a escalar o dificultad para escalar
  • Renuencia a subir y bajar escaleras o saltar sobre muebles o en el automóvil
  • Rigidez
  • Comportamientos anormales como irritabilidad, abstinencia o agresión
  • Dolor al manipular
  • Lamer o masticar la articulación dolorida.

Causas de la artritis en perros

La artritis comienza con daño al cartílago de la articulación afectada. El daño se produce debido al desgaste de la articulación debido al envejecimiento, defectos de nacimiento, obesidad, lesiones deportivas o lesiones traumáticas.

En una articulación normal, el cartílago actúa como un amortiguador, proporcionando un cojín entre los huesos que forman la articulación. Cuando se daña el cartílago de una articulación, las células mueren y liberan enzimas que causan inflamación en la articulación y la producción de líquido articular excesivo y de baja calidad. Pueden desarrollarse crecimientos óseos adicionales llamados osteofitos. Cuando el cartílago se adelgaza mucho, el espacio articular se estrecha y el hueso debajo del cartílago se deteriora. Sin cartílago en su lugar para absorber el impacto, los huesos y otras estructuras articulares de su mascota se dañan.

Diagnóstico de artritis

Un examen físico junto con radiografías (radiografías) que muestran cambios dentro de la articulación es la forma más común de diagnosticar la artritis canina, pero los primeros signos pueden ser difíciles de detectar en las radiografías.En algunos casos, se puede recomendar una prueba de líquido articular u otras pruebas para descartar otras afecciones, como enfermedades infecciosas o inmunitarias.

Ayudar a un perro con artritis

Hay varias cosas que puede hacer para ayudar a aliviar sus síntomas:

  • En la casa: Proporcione ropa de cama bien acolchada, como una cama especial para perros para mascotas artríticas. Mantenga las áreas para dormir alejadas de áreas frías, húmedas o corrientes de aire. Use escalones acolchados o una rampa para que su perro suba o baje del sofá y la cama. Los pisos antideslizantes son útiles en superficies resbaladizas o para colocar colchonetas de yoga. Afuera, una rampa inclinada es más fácil que lidiar con escalones.
  • Masaje: El masaje muscular estimula el flujo sanguíneo a los músculos. Una vez que haya aprendido las técnicas de un masajista canino, puede continuarlas por su cuenta. Las compresas tibias que se colocan en las articulaciones dolorosas también pueden ayudar a aflojar y aliviar los tejidos tensos. Busque asesoramiento sobre cómo hacer esto correctamente para no causar quemaduras accidentales.
  • Láser: El tratamiento con láser frío ayuda a reducir la inflamación, promover la curación y estimular la circulación sanguínea.
  • Suplementos: La glucosamina, condroitina, MSM, ácidos grasos omega-3, boswellia y curcumina se utilizan para tratar la artritis. Habla con tu veterinario sobre la mejor combinación y la mejor dosis.
  • Medicamentos con receta: Su veterinario puede recetarle medicamentos diseñados para aliviar los síntomas de la artritis en los perros. Hay muchos disponibles y los adecuados para su perro dependerán de las características específicas del caso.
  • Pérdida de peso: La grasa corporal adicional ejerce presión sobre las articulaciones doloridas y secreta sustancias que aumentan la inflamación en el cuerpo.
  • Terapia física: Un especialista en rehabilitación veterinaria puede diseñar un programa que ayude a su perro a mantener la fuerza y ​​la flexibilidad.
  • Tratamientos complementarios: Acupuntura, técnicas regenerativas como la terapia con células madre, terapias a base de hierbas, técnicas quiroprácticas, etc. Todos pueden desempeñar un papel importante en el tratamiento de la artritis en un perro.
  • Operación: En algunos casos, puede ser necesaria una cirugía para reparar, reemplazar o extirpar una articulación afectada.

Si sospecha que su mascota está enferma, llame a su veterinario de inmediato. Para preguntas relacionadas con la salud, siempre consulte a su veterinario, ya que ha examinado a su mascota, conoce su historial médico y puede hacer las mejores recomendaciones para su mascota.